Dinero rápido al instante

Te ayudamos a buscar la solución más adaptada a tus necesidades
Claves y consejos creditos rapidos
1 Mar 2016

Claves y consejos a la hora de pedir creditos rapidos

Los creditos rapidos: soluciones inmediatas para necesidades urgentes

Los creditos rapidos han aumentado en los últimos años, como respuesta a las necesidades de dinero urgente que tienen muchas personas. ¿A quién no le ha pasado lo de verse, de pronto, ante un gasto inesperado? Cuando tus gastos aumentan, pero, por desgracia, los ingresos son los mismos, muchas veces, te encuentras en la necesidad de un crédito. Y, cuando la necesidad aprieta, que sea un crédito rápido.

Sin embargo, a la hora de acceder a los creditos rapidos debes tener en cuenta una serie de cuestiones, para no pillarte los dedos.

Claves a considerar a la hora de acudir a los creditos rapidos

Sopesa las alternativas

Si estás ante una situación de imperiosa necesidad económica, los creditos rapidos pueden ser de gran ayuda. Pero, como suponen una obligación con la entidad que los concede, también debes plantearte las alternativas. Por ejemplo, acudir a la familia o los amigos.

No financies tu forma de vida con creditos rapidos

Estos créditos están pensados para tapar huecos imprevistos y a los que no puedes hacer frente (una avería en tu coche, una urgencia con el dentista, unas gafas nuevas…) o que, sin ser inesperados, sí requieran una solución rápida (una letra de la hipoteca, los libros de texto de tus hijos…).

No los uses para compras compulsivas, caprichos o, simplemente, para tener algo de dinero a mano. Actúa con responsabilidad y no uses creditos rapidos para mantener tu forma de vida ni como forma de financiación habitual, pues puedes entrar en una peligrosa espiral de crédito, amortización, nuevo crédito y nueva amortización, que podría salirte muy cara en honorarios o intereses.

Haz un presupuesto detallado

Considera lo que necesitas, el plazo de devolución y los costes asociados y analiza las opciones que tienes. No vayas a lo loco y estudia tu situación. Asegúrate de poder devolver el crédito en el plazo asignado y de que, después de hacerlo, no estés igual que al principio.

Lee bien tu contrato

Lee bien y asegúrate de comprender las condiciones generales del contrato de crédito rápido al que quieres acceder. Las condiciones explicarán las obligaciones de cada parte y te interesa mucho estar al tanto de todo eso.

También debes conocer bien las penalizaciones del impago o de la demora de los creditos rapidos. Las penalizaciones se suman a la cantidad que debes devolver y debes conocerlas, antes de pedir uno de estos créditos.

Busca la seguridad

El buen microcrédito es rápido y fácil. Pero también debe ser seguro. Una entidad de préstamo de creditos rapidos seria y de fiar no te pedirá dinero por adelantado.

En definitiva, analiza tus necesidades, estudia tus posibilidades y actúa con responsabilidad a la hora de pedir tu crédito rápido.

Deja un comentario